CONTINÚA LA CAMPAÑA DE FIRMAS DEL “MANIFIESTO SAN TELMO”

Compartir!

Comerciantes y vecinos de San Telmo continuarán este sábado con la junta de firmas de adhesión a un documento crítico de las gestiones comunal y nacional. 

_DSC0124_1
Norberto Medrano (Asoc. Anticuarios y amigos de San Telmo)

“El Manifiesto San Telmo” fue presentado en sociedad el martes 15 de abril, en la numerosa reunión que se dio cita en la Plaza Dorrego, convocada por una multisectorial (integrada principalmente por comerciantes del barrio de San Telmo) 

En esa oportunidad se acercaron las principales autoridades de la Federación de Comercio e Industria de la Ciudad de Buenos Aires (FECOBA), entidad adherida la Cámara de la Mediana Empresa (CAME).

“El llamado de atención” a las autoridades del GCABA y del Gobierno de la Nación, es por el desinterés y abandono del espacio público del Casco Histórico, y fue acompañado en esa oportunidad con la difusión de un texto (ver manifiesto) con el título «S.O.S. San Telmo», cuyo lema es «terminemos con el abandono de nuestro barrio».

En el escrito se menciona el deterioro de las calles, veredas, plazas y el Parque Lezama; la inseguridad y la poca presencia de las policías Federal y Metropolitana. Los oradores se quejaron también de la suciedad en las calles y la falta de recolección de residuos; y el avance de manteros y vendedores ambulantes que nada tienen que ver con los puestos que venden antigüedades.

La junta de firmas que avalan el «manifiesto» continuará este sábado 31 de mayo. Los interesados podrán acercarse al “Bar Todo Mundo” (Anselmo Aieta 1095) a partir de las 10 am. 

————————————————————————-

MANIFIESTO SAN TELMO

Nosotros, vecinos y comerciantes de San Telmo, hacemos un llamado de Atención a nuestras autoridades: al Sr. Jefe de Gobierno, a sus ministros, al Poder Legislativo, al Poder Judicial, a la Comuna 1 y a las áreas del gobierno de la Nación que tienen competencia en esta zona que nos representa a todos a nivel internacional.

Junto al barrio de Montserrat conformamos el Casco Histórico, área donde se fundó la Ciudad de Buenos Aires y en donde están grabadas las huellas de nuestra Historia. Como muchos de los cascos antiguos de las ciudades más importantes del mundo, merecemos una especial atención, pero además queremos que se tengan en cuenta nuestras particularidades como barrio céntrico, dinámico y vital.

Caminando desde Plaza San Martín hacia Parque Lezama todos notamos la diferencia: pertenecemos al sur de la ciudad. Queremos que se nos respete como somos pero que se nos valore de igual manera que al resto de la ciudad.

Somos un barrio pequeño con escaso espacio público, muchas veces colapsado, con muy poco verde y una autopista que nos atraviesa. Por nuestras apretadas calles y veredas circulan miles de personas todos los días de la semana. Día y noche. Un barrio de vecinos, abierto y diverso, que se ha acostumbrado a ser cosmopolita. Un barrio con una actividad comercial para todos los gustos, para nosotros mismos y para los demás. Un barrio en el que convivimos personas muy diferentes, que opinamos distinto, pero que sentimos igual: nos duele cada vez que alguien dice “qué lindo es San Telmo, pero qué abandonado está”.

Nos duele porque somos orgullosos del lugar donde elegimos vivir y trabajar, por el valor histórico cultural de su paisaje urbano, por sus edificios patrimoniales, sus iglesias, sus museos, sus calles empedradas, sus faroles, por su gente y por toda la gente que nos visita y disfruta de una convivencia muy particular.

Somos el barrio de la Feria de Plaza Dorrego y de los anticuarios, del Mercado, de las cantinas y de los pubs, del diseño y del arte, del tango y del rock, de los hoteles boutiques y de las pensiones, de las librerías y de los teatros, de la ferretería, del almacén y de la cocina de autor.

Tan abierto es San Telmo que da la impresión de que cualquiera puede hacer cualquier cosa a cualquier hora y en cualquier lugar.

Pero sin cuidado y sin control, nuestra riqueza y diversidad se diluyen, nuestra IDENTIDAD se pierde, nuestro entorno se degrada. Y nosotros sentimos que a ustedes, nuestros representantes, no les importa nada.

Cómo podemos sostener nuestro orgullo si las veredas están destrozadas, las calles mal adoquinadas, la basura desparramada, los monumentos vandalizados y las fachadas arruinadas; si se permite el comercio ilegal y la invasión del espacio público y nuestras plazas están abandonadas o intrusadas. Cómo sentirnos respetados si no se nos consulta antes de modificar nuestro Patrimonio. Quiénes, mejor que nosotros, para saber de nuestras verdaderas necesidades.
Cómo convencernos de que nuestro barrio no es tan inseguro, si hay arrebatos y asaltos en la vía pública, si la Policía Metropolitana no tiene efectivos asignados a esta zona, si la Policía Federal no colabora lo suficiente, si la Justicia no es eficiente. ¿Dónde está el Estado, que según coinciden todos los políticos, tiene que estar presente? No solo necesitamos presencia, también hace falta prevención y más trabajo social por la seguridad y dignidad de todos.

Si ustedes, nuestros representantes, valoran y promueven a San Telmo por su aporte histórico y cultural entonces cuídenlo como se merece: inviertan recursos en nuestro espacio público para que sea habitable; protejan nuestro valioso Patrimonio con mejores leyes y ayúdennos a mantener nuestros edificios históricos; apoyen nuestro original ecosistema económico y cultural; cuiden a nuestra gente y hagan cumplir las leyes.
Nosotros, como ciudadanos, nos comprometemos a cuidarlo también y a crear un Plan de Manejo Integral consensuado, para nosotros y para todos aquellos que, respetando las normas vigentes, quieran disfrutar de lo que nuestro querido barrio ofrece. Para que además de ser nuestro orgullo, sea el orgullo de la ciudad y de todo el país.

Vecinos y comerciantes de San Telmo y Montserrat Buenos Aires, abril de 2014.-

 

Compartir!

Comentarios

Comentarios