“DEMOLITION MAN”

Compartir!

No sería la primera, ni probablemente el último proyecto de demolición de patrimonio histórico de los porteños propuesto por el gobierno de la ciudad. El texto fue presentado el viernes pasado en la Legislatura, y lleva las firmas del jefe de Gobierno, Mauricio Macri; del jefe de Gabinete, Horacio Rodríguez Larreta, y del ministro de Desarrollo Urbano, Daniel Chaín. El propósito de la iniciativa es “completar la estructura simbólica de la Ciudad planeada hace un siglo y nunca ejecutada”, según se expresa en los fundamentos.

 

La avenida Presidente Julio Argentino Roca (Diagonal Sur) en la actualidad llega hasta la Av Belgrano cuando se cruza con Piedras; por ello de prosperar el proyecto propuesto por el macrismo se deberán liberar las dos cuadras finales que permitiría desemboca en la esquina de Bernardo de Irigoyen y México.

 

Para lograr su cometido el ejecutivo porteño realizará una llamado a un “concurso internacional de proyecto y precio”. Quien resulte ganador debería actuar como “privado expropiante”, una figura que está prevista en la ley porteña 238, para comprar 36 parcelas que hoy están en manos privadas, cuyas construcciones deberían demolerse.

 

Curiosamente varias parcelas fueron expropiadas hace años y están en manos estatales, como el terreno donde está la plaza de la esquina de Belgrano y Piedras. En la esquina de Venezuela y Tacuarí, por donde debería pasar la Diagonal Sur, hay un enorme terreno baldío.

 

La empresa ganadora deberá construir una playa de estacionamiento subterráneo y se quedaría con su explotación durante 20 años.

Compartir!

Comentarios

Comentarios