LA ESTELA DE LOS SCHOKLENDER DEJÓ SU RASTRO EN SAN TELMO

Compartir!

 

En una entrevista con el semanario “Perfil”, Alejandra Artacho y los hermanos Pablo y Sergio Schoklender fueron socios del un “resto” al que llamaron “70” ubicado en la calle Defensa 714 y que cerrara a principios del 2009.

Artacho presentará en la justicia “remitos de empresas de materiales para la construcción a nombre de la Fundación de las Madres, con dirección en Alsina 1586, 5º piso, departamento 9”, pero que fueron utilizados en el restaurante. Este desvío de fondos podría tipificarse como defraudación al estado.

La empresaria gastronómica asegura que fue “expropiada” de un inmueble y del restaurante en cuestión. “La inversión la hicieron Pablo y Sergio, y por otro lado Enrique Rodríguez –ex ministro de Producción de Jorge Telerman–, que era a quien nosotras conocíamos”, declaró recientemente Artacho.

Por motivos que no explica claramente la damnificada Rodríguez prefirió salirse del negocio en octubre. Fue en ese momento en el que Pablo el menor de los Schoklender la “obligó” a Artacho a vender su única propiedad ( en Villa Devoto) para “poner la plata en el restó”. El 12 de diciembre de 2008, firmó la escritura del departamento a nombre de Pablo Schoklender y dos días después, quedó a nombre de Antártica Argentina SA –una de las empresas investigadas por lavado de dinero y defraudación al Estado–.

El 20 se enero de 2009 le enviaron una carta documento solicitándole la renuncia de la sociedad. Artacho asegura que no realizó la denuncia con anterioridad porque en el momento de los hechos “nadie se quería meter con los Schoklender, sobre todo por su relación con las Madres de Plaza de Mayo”.

“Por dos lucas te mando a matar” fue la amenaza de Pablo Schoklender a la pareja de Artacho según consta en la denuncia recientemente presentada en la justicia.

 Foto Diario Perfil

Compartir!

Comentarios

Comentarios