APROBARON LEYES DE PROTECCIÓN DEL PATRIMONIO ARQUITÉCTONICO PERO NO SE TRATÓ LA AMPLIACIÓN DE LA APH 1

Compartir!

En la maratónica sesión del 13 de diciembre se votaron 150 proyectos entre los que se cuenta la prórroga por un año más de la norma que actualmente protege todos los edificios anteriores a 1941, cuya vigencia iba a quedar sin efecto el 31 de este mes. La ley dispone que aquel propietario que pretenda demoler un inmueble con más de 70 años requiera un dictamen favorable el Consejo Asesor de Asuntos Patrimoniales (CAAP), integrado por organizaciones públicas y privadas.

Pero no todos son buenas noticias para los vecinos de San Telmo y Montserrat ya que los legisladores no trataron la ampliación del APH 1 por falta de quórum en la reunión de Comisión del viernes 10 de diciembre. Alerta Militante presenció un contrapunto del legislador Eduardo Epszteyn (Diálogo por Bs. As) con legisladores del PRO por la ausencia de integrantes de ese bloque.
 
Las Áreas de Protección Histórica son zonas de la Ciudad con valor patrimonial que poseen gran calidad urbana y arquitectónica. Se caracterizan por tener rasgos de diverso orden, entre otros, históricos,  simbólicos y  ambientales. En el años 2000, por Ley Nº 449, se aprobaron 46 nuevos polígonos como APH, además de los vigentes. Los límites de la APH 1 seguirán sinedo: Av. Eduardo Madero y su continuación Av. Ingeniero Huergo, la Av. Brasil, la Av. Almirante Brown, la Av. Martín García, la calle Irala, la calle Pi y Margall, la Av. Martín García, la Av. Montes de Oca, la calle Dr. Enrique Finochietto, la calle Paracas, la calle Lima, la Av. Independencia, la calle Combate de los Pozos, la calle Riobamba y la calle Tte. Gral. Perón”.
 
Es oportuno recordar que la torre de 27 pisos de 90 metros de altura que se esta construyendo sobre Av. Garay entre Piedras y Chacabuco, esta fuera del APH 1 por menos de 100 metros. Los habitantes históricos del barrio se verán perjudicados en la calidad de vida en lo que tiene que ver con los servicios públicos en general (Cloacas, abastecimiento de agua, cortes de luz) siendo solo algunas de las consecuencias que deberán soportar los vecinos del lujoso edificio. Otra preocupación es el impacto de aquellas manzanas que van a quedar prácticamente a oscuras debajo del rascacielo.
 
Los legisladores contemplaron la riqueza urbanística de la zona mas conocida como de City porteña (entre Plaza de Mayo y Plaza San Martín), estableciendo la  prohibición de la demolición de edificios históricos al mismo tiempo que se limitó la altura y la forma de los que se construyan. La zona “APH Catedral al Norte”, comprende entonces unas 34 manzanas desde Rivadavia hasta Plaza San Martín y desde Florida hasta Leandro N. Alem. La norma es de doble lectura, por lo que, para entrar en vigencia, deberá ser ratificada por los diputados en una nueva votación.
 
Otra medida que también se votó ayer fue una incorporación al Código de Planeamiento Urbano y al Código de Edificación de un régimen normativo que contempla la recuperación de edificios preexistentes a la puesta en vigor del código, de 1977. El objetivo es mejorar las condiciones de habitabilidad urbana general fomentando la renovación edilicia. La medida alcanzará a un conjunto de edificaciones que tienen un valor edilicio importante y representan un valioso capital económico para la ciudad, pero que no han sido calificadas como patrimonio histórico o cultural.
 
 
Compartir!

Comentarios

Comentarios