PREOCUPACIÓN DE DIRIGENTES DEL CLUB ATLÉTICO SAN TELMO POR POSIBLE ESCALADA DE INCIDENTES CON "BARRAS" DE DEFENSORES DE BELGRANO

Compartir!


Bandera del Deportivo Morón exhibida en la tribuna de Defensores de Belgrano (Foto www.barra-bravas.com.ar)

El sábado 11 de febrero de 2006 San Telmo y Talleres de Remedios de Escalada debieron disputar un cotejo en la Isla Maciel. Disturbios en las adyacencias del estadio y la posterior suspensión del partido derivó en una sanción del COPROSEDE (Comité Provincial de Seguridad deportiva) que no solo dio por perdido el partido a ambas instituciones sino que decidió la clausura de la cancha de San Telmo. La suspensión de la cancha de “Telmo”, obligó a la dirigencia del Club a la necesidad de alquilar los estadios de “Huracán”, “Barracas Central” y “Defensores de Belgrano”. Con motivo del salvaje ataque sufrido por el socio y colaborador de San Telmo, Martín Sermegián se decidió no volver a utilizar el estadio ubicado en el Bajo Belgrano.

Martín Sermegián y su padre Ricardo denunciaron en la Comisaría 30 que una vez finalizado el encuentro disputado ante el Club Deportivo Morón hace dos semanas, fue seguido hasta su casa del barrio de Barracas por cuatro hinchas de Defensores de Belgrano, y después de robarle banderas del “candombero”, lo golpearon salvajemente. Semergián denunció que cuatro personas bajaron de una camioneta Chevrolet Berlingo color gris, además de insultarlos comenzaron a golpearlos en el piso. Uno de los agresores utilizaba un "nunchaku" (arma utilizada en artes marciales) que impactó finalmente en la cabeza de Martín provocándole una herida profunda en su cuero cabelludo. Los delincuentes sustrajeron un bolso que contenía banderas del CAST y escaparon rápidamente. Ricardo llevó a su hijo de urgencia al Hospital Argerich, donde fue atendido en la guardia rápidamente recibiendo varios puntos de sutura.

Alerta Militante conversó con hinchas Candomberos que aseguran que una “comitiva” de barras al otro día de los incidentes se dirigió al Bajo Belgrano en búsqueda de los agresores que si bien no los encontraron, recabaron información acerca de los autores materiales del hecho. El matutino “Crónica” relata que la madre de uno de los cuatro violentos se comunicó con el club de Belgrano el martes 21 por la noche para contar que recibió amenazas de muerte que apuntaban a su hijo. El presidente de Defensores, Marcelo Achile, expresó su deseo de que “reflexionen y devuelvan las banderas”, a los fines de evitar que el problema sea cada vez más grave.

En cuanto a lo deportivo San Telmo empató con Deportivo Español sin goles en su visita al Bajo Flores. El candombero peligra su permanencia en el torneo de Primera “B” Metropolitana a cinco fechas 5 fechas de la finalización del campeonato. El próximo cotejo aún no tiene definido la fecha pero se estima que se logrará un acuerdo con el Club Comunicaciones para que el candombero pueda jugar de local.

Compartir!

Comentarios

Comentarios