Y SIGUE EL CANDOMBE

Compartir!

 

En un partido memorable, San Telmo derrotó 4 a 1 a Estudiantes de Caseros y a pesar de comenzar en desventaja al minuto, el equipo se mostró contundente y supo darlo vuelta con jerarquía.
Estudiantes comenzó el partido con ventaja desde el vestuario, al minuto de juego Yassogna puso adelante en el marcador al local y desde ese momento y para el resto del partido hubo un solo equipo en el campo de juego: San Telmo.

El Candombero, con un “Colo” Vacaría inspirado (pese a no convertir) y como figura principal del partido, dio vuelta el partido de la mano de fútbol en todas sus líneas y concentración durante todo el juego.

Coyra tuvo una mañana inspirada, con un golazo incluido; el “Chucky” Daolio dejó todo como siempre; Lezcano cada día se afianza más en la posición de enlace y tanto el medio como la defensa fueron implacables.

 

Unas líneas aparte merece Gambandé, que ante cada atajada en momentos claves del partido “agigantó” su figura y supo ser estandarte en el triunfazo en Caseros.

En el segundo tiempo, cuando el local era puro nervio, Pasini probó con diferentes dibujos tácticos para encontrar un rumbo pero jamás logró encontrarlo. Además, cada contra que salía en los pies de los jugadores Telmistas dejaba pálido a más de uno. No por nada sobre el final del encuentro, y en tan solo  7 minutos, Ayala decoró la goleada con dos tantos más que meritorios para el Candombero.

Con esta victoria, la cuarta consecutiva, San Telmo alcanzó las 36 unidades y sumó valiosos puntos para la tabla de promedios. Que pase el que sigue, que el candombe del juego simple, contundente y efectivo viene al compás de “La Vieja” Reinoso.

 

Compartir!

Comentarios

Comentarios